Ventanas inteligentes: Innovación digital en Polonia

Polonia es el mayor fabricante y exportador de ventanas de Europa. Las ventanas inteligentes apuntan a un buen número de funciones prometedoras gracias a la innovación. Las empresas polacas están creando productos que no son sólo un mero trozo de cristal en la pared, sino superficies en los que los usuarios pueden leer textos. ¿Tiene la tecnología de ventanas inteligentes la oportunidad de instalarse en nuestros hogares y oficinas?


En 1989 Polonia era una ventana a través de la cual soplaban vientos de cambio, en busca de una ruptura democrática en Europa del Este. Pero la economía del país estaba en un estado desastroso y tenía poco que ofrecer a potenciales socios extranjeros o clientes.

En tres décadas la situación ha cambiado de forma fundamental. Durante este tiempo, se ha llamado a menudo a Polonia “El prodigio económico de Europa”, habiendo incluso escapado ilesa a la crisis económica de 2008.

Su economía actual sigue estando actualmente en buena forma, a pesar de que los expertos indican que uno de los principales problemas del país es la falta de potencia innovadora y una inclinación hacia los bajos costes laborales. Pero hay sectores de la industria que no tienen este problema. Uno de esos sectores es el de la fabricación de ventanas.

La principal exportación de Polonia

En Polonia hay aproximadamente 2.500 empresas que fabrican ventanas. En 2015 sobrepasó a Alemania en la exportación, convirtiéndose en el primer exportador de ventanas de la Unión Europea con unos ingresos de alrededor de 1.500 millones de euros. Las empresas del Vístula producen aproximadamente 13 millones de ventanas al año, de las cuales el 70% se exportan.

Su paisaje está dominado por negocios familiares de carpintería y productos de construcción relacionados con las ventanas. Estos negocios se crearon en los 90 y siguen estando gestionados por los fundadores o por sus familias. Sus ingresos son del rango de cientos de millones de złoty y algunos de ellos, como ocurre con la empresa Oknoplast de Cracovia, pasan de los mil millones (aproximadamente unos 250 millones de euros).

El secreto de su éxito es sobre todo un producto de excelente calidad, la última tecnología, un diseño atractivo, precios interesantes y una entrega rápida. Tras años de investigación de las peculiaridades de los mercados extranjeros, las empresas polacas son capaces no sólo de conseguir contratos en la Unión Europea, sino también en los Estados Unidos, Méjico, Australia e incluso Zanzíbar.

Cristales, marcos y un conjunto de nuevas funciones

¿Qué hay más sencillo que una ventana? Un panel de cristal, un marco y ya está, o al menos así era hasta hace algo más de diez años. Los fabricantes polacos han estado desarrollando soluciones que hacen a las ventanas más ligeras, más duraderas, más seguras, energéticamente eficientes, con un mejor diseño y permitiendo pasar más luz a la habitación.

Equipos de científicos trabajan desarrollando estas ventanas más modernas, y están utilizando tecnología espacial. Un ejemplo es el llamado aerogel, un material que tiene unas propiedades térmicas sorprendentes. Ha sido investigado por la NASA y se utiliza, por ejemplo, en la construcción de vehículos espaciales y como capa aislante en el interior de los trajes espaciales.

“Tras investigar muchos materiales en base a sus parámetros de aislamiento, Oknoplast empezó a utilizar aerogel en sus productos”, nos cuenta Mike Żyrek, director de investigación y desarrollo de Oknoplast.

Pero eso no es todo. Oknoplast y otras empresas trabajan en proyectos que están cambiando nuestra percepción de las ventanas. De acuerdo a su visión, la ventana no es sólo un mecanismo para iluminar y airear las ventanas. Las ventanas se están convirtiendo en los sistemas más importantes de las casas inteligentes.

Con el toque de un botón o mediante una orden de voz, las personas pueden controlarlas y programarlas para que el cristal inteligente reacción en el caso de que se produzcan condiciones atmosféricas predefinidas en un momento determinado. Por ejemplo, en caso de lluvia una ventana puede cerrarse ella sola. Las ventanas inteligentes también se pueden controlar mediante teléfonos inteligentes a cientos de quilómetros o desde la oficina. Pero el futuro nos depara soluciones incluso más innovadoras.

Infographic that shows the biggest exporting countries of windows and carpentry

Los mayores exportadores de carpintería y construcción de ventanas

Internet en tu ventana

La popularización de las llamadas ventanas inteligentes traerá una revolución. Se trata de una tecnología que se parece a lo que vemos en películas de ciencia ficción, pero las primeras ventanas inteligentes están ya en el mercado.

Pero, ¿qué es una ventana inteligente?

Se parece a una ventana convencional, pero el panel de cristal es una pantalla táctil gigante. Se puede utilizar para ver películas, ver tu Facebook, acceder a una lista de reproducción de tu música favorita, buscar información en Internet, leer el correo electrónico… en resumen, para todo lo que puedes hacer con un ordenador personal, una tableta o un teléfono inteligente.

Más aún, si le conectas un teclado, un ratón y un disco duro externo puedes hacer cómodamente una presentación a tus clientes en la ventana inteligente.

O los viandantes que pasen cerca de una, podrán ver anuncios de tus productos o servicios. Y si el tiempo empeora, la ventana inteligente puede representar una imagen de tu paisaje favorito.

¿La siguiente revolución inteligente?

Aunque hay ya empresas que ofrecen ventanas inteligentes, la tecnología es aún nueva en el mercado. Está actualmente dirigida a usuarios tempranos (early adopters) y clientes de alto poder adquisitivo. Pero sus fabricantes piensan que las ventanas inteligentes serán muy pronto tan comunes como los televisores.

Esto se puede convertir en una revolución que acabe en una lucha por atraer a los clientes. Si la tecnología se hace accesible a todo el mundo, esto producirá un cataclismo en la industria de las ventanas, similar a la ocurrida con los teléfonos inteligentes.

Las empresas tienen que mantenerse informadas de estos avances o de lo contrario serán las grandes marcas las que se hagan con el control del mercado y los actuales productores tendrán que dedicarse a mercados de nicho o desaparecerán completamente.

A los clientes les espera un cambio aún mayor, tanto en el ámbito profesional como en el personal. Las ventanas inteligentes convierten espacios grandes a los que ahora no les prestamos atención en interfaces plenamente funcionales con tremendas posibilidades.

¿Te imaginas un espacio de oficina en el que superficies de ventas inteligentes remplacen a los ordenadores personales, televisiones, pantallas, proyectores y otros dispositivos? Esto afectaría no sólo al sector de la fabricación de ventanas, sino también a empresas del mundo de la electrónica, la arquitectura, el diseño y decoración de interiores.

Una mirada al futuro: Cómo se fabrican las ventanas inteligentes

Un cambio en las funciones de una ventana implica también un cambio en sus métodos de fabricación. Todos los procesos tienen que cambiar, desde el desarrollo, hasta la producción o la instalación. La ventana se convierte en un nuevo tipo de ordenador.

En la actualidad se está prestando más atención al trabajo de investigación y desarrollo, incluyendo pruebas de laboratorio y colaboración entre científicos. El siguiente paso requerirá que los fabricantes refuercen sus departamentos de IT con especialistas que conviertan al cristal en inteligente y fiable.

Las ventas y la distribución también se verán afectadas por este cambio en el producto. Las empresas tienen que entregar componentes electrónicos y pantallas LCD incluso con más cuidado de lo que lo estaban haciendo. Y durante la instalación ya no estarán presentes sólo los instaladores convencionales, sino que será también necesaria la presencia de especialistas en IT. Todos estos sistemas tienen que integrarse de forma transparente en la casa inteligente, en la oficina inteligente y en la tienda inteligente.

Muy poca gente asocia ahora mismo la innovación digital con las ventanas, y sin embargo en algún momento esto va a cambiar. Entonces las compañías que hoy se ubican en el Vístula pueden encontrarse compitiendo con gigantes de la electrónica como Samsung o LG, en lugar de otros fabricantes del sector de la construcción. Y todo indica que ese momento está acercándose.

¿Te imaginas una ventana reemplazando a tu televisor o a tu ordenador personal? Las ventanas inteligentes son casi una realidad que pueden aportar un cambio importante. #JobWizards #smartwindow #polonia #futuro #trabajo #digital #innovación #smarthome https://bit.ly/3anQRKt

CLIC PARA TUITEAR
Trabajo & Espacio